Barbazul

Curiosos detalles que hacen que tu vida vaya mejor

Curiosos detalles que hacen que tu vida vaya mejor

Puede que sea una expresión muy manida, pero es cierto: hay pequeños detalles, muy curiosos, que hacen que la vida sea más sencilla. ¿Te has parado alguna vez a pensarlo? Detente por un segundo y piensa en qué aspecto te gustaría reflejar y qué puedes hacer para conseguirlo. Para facilitarte la tarea, a continuación te presentamos una serie de prácticos y sencillos detalles que te harán la vida más fácil y tú lucirás ese aspecto que tanto te gusta.

 

Cuidarse no es un delito

Si tu aspecto físico te importa, ¿por qué no ibas a hacerlo? Puede detrás de las críticas de esos que se burlan de ti por utilizar productos de cosmética para hombres sólo se esconda un sentimiento de celos. ¡Quieren ser como tú! No dejes que sus palabras te afecten. Haz lo que creas que es conveniente para ti.

 

Sé amable con un extraño

Porque te hará sentir mejor. Piensa que si tú tratas bien a alguien, por ejemplo, a una tendera de un comercio o al becario que viene a trabajar a tu empresa, la respuesta que recibirás a cambio será la misma.

 

Córtate las uñas

No te va a llevar más de cinco minutos. Así que la próxima vez que te encuentres meditando en el baño, róbale 5 minutos a revisar tu móvil y dale una oportunidad a tus uñas. ¡Te lo agradecerán y tu chica también!

 

Moldea tu pelo

Dale un toque nuevo, diferente...¡hazlo a tu estilo y semejanza y distínguete! Coge tu cera, pomada, gel o moldeador y dale vida a tu pelo. No te llevará ni 5 minutos y te sentirás único, lo que reforzará tu autoestima.

 

Gástate lo que consideres

Ir a la moda nunca debe ser sinónimo de dejarse un dineral. Si te gustan unos pantalones de marca y no quieres pagar por ellos lo que cuestan normalmente, espera a las rebajas. Pero si puedes gastártelo y no te importa, ¡que no te dé reparo! Darse un gusto también es sinónimo de felicidad.

Aféitate la cabeza

Hazlo, al menos una vez en la vida, por mucho que tu pelo sea tu único amor. De lo contrario, ¿cómo vas a saber si te queda bien o mal?

 

Cambia de peinado

Si no quieres ser tan drástico con tu pelo, lo que sí que deberías de probar es a cambiar de peinado. ¿O quieres seguir llevando el mismo corte de cuando eras niño toda tu vida? ¡Ya es hora de crecer!

Cepíllate los dientes con frecuencia

Y no te olvides del hilo dental, al menos, una vez al día. No hay mejor sensación que la de una boca limpia, no sólo para ti, sino para la persona que vaya a besar tu boca, o a aguantar tu parrafada.

Usa un gel o champú eficaz

A veces, lo barato sale caro y esto suele suceder con muchos geles y champús. Por eso, te recomendamos que utilices, no sólo aquellos que te gusten por su olor, sino también por los efectos que los mismo producen. De nada sirve que en nada te vayas a sentir como si no te hubieras duchado en dos días y qué decir de la persona que esté a tu lado.

 

Una americana en tu armario

Y que la puedas combinar con vaqueros para llevar durante tu día a día, o con pantalones más casual, para darte un toque distinguido. Se trata de una prenda que nunca debe faltar en el armario de un hombre.

 

Lleva siempre una pequeña navaja suiza

Puede que te recuerde a tu padre o a tu abuelo, pero te sorprenderá la cantidad de veces que te vendrá bien y, además, no ocupa nada.

 

Tira los pantalones anchos

A todos nos cuesta cambiar de estilo, pero este tipo de pantalones ya está desfasado. Prueba a comprarte unos más estrechos, tipo slim. Verás que no te sientan nada mal.   En definitiva, detalles curiosos que te permitirán tener siempre un buen aspecto, sorprender y que no te costará nada hacer. Ahora lo ideal es que los pongas en práctica. ¿Qué te han parecido?

 

Escribe un comentario

Recibe descuentos y novedades